Foto: Christin Klose/dpa-tmn

(dpa) – Con un toque del dedo, la dirección deseada aparece en el cuadro de búsqueda. Otro y se muestra el camino, se ofrecen rutas alternativas y se calcula la duración del trayecto. Las apps de navegación son prácticas y vienen ya instaladas de fábrica en casi todos los teléfonos móviles.

Pero además de Google Maps para los dispositivos con Android y los Apple Maps para iPhones hay muchos otros productos, entre ellos varias alternativas muy recomendables.

Tener apps de navegación en el teléfono móvil es aconsejable especialmente para los conductores de automóviles -aunque no sólo para ellos-, especialmente si no tienen instalado ningún dispositivo de navegación en el vehículo.

Nathalie Teer de la Asociación Federal Alemana de Tecnologías de la Información, Telecomunicaciones y Nuevos Medios (Bitkom) considera que es muy importante que la aplicación sea permanentemente actualizada. Por eso, cuando los mapas del dispositivo del automóvil quedan viejos, es bueno tener una aplicación en el móvil.

¿Descargar o no descargar mapas?

Lo que está claro es que, según estiman los expertos, son pocas las personas que se descargan otra app de navegación en el teléfono. Muchas utilizan la aplicación gratuita ya instalada.

«Son los menos los usuarios que necesitan más navegación. Muchas veces se bajan apps adicionales para tareas secundarias como detectar cámaras de control de velocidad o estaciones de servicio», considera Michael Link de la publicación especializada «c’t».

Desde que los cargos por roaming se eliminaron en la Unión Europea en el verano (boreal) de 2017, se puede utilizar sin pagar de más el volumen de datos móviles propio en cualquier estado miembro. En la práctica eso significa que si antes se contaba con mapas offline, ahora eso no es necesario. Lo que si hay que tener en cuenta es contar con un volumen de datos suficiente.

Nathalie Teer añade: «Para conductores que constatan que en los trayectos por los que circulan habitualmente a veces no tienen la mejor conexión también es una solución descargarse mapas para usarlos de forma offline».

Soporte y consumo de electricidad en el coche

Además de la app de navegación, los usuarios necesitan en su coche un soporte adecuado para colocar el teléfono móvil. De esta manera, pueden ver mejor la pantalla e interactuar de manera más fácil y segura con el dispositivo.

Además, los teléfonos necesitan electricidad. «Generalmente hace falta un cargador, dado que la navegación puede vaciar rápidamente la batería», señala Link.

Según el experto, lo más práctico es la integración con el sistema de infotaintment del vehículo a través de Android Auto o Apple Carplay. Así la navegación del móvil se ve en la pantalla más grande y la interacción es más sencilla.

La oferta de apps de navegación es grande

En general las apps no cuestan dinero, pero muchas veces tienen algún pero. «Los usuarios deben saber que pagan los servicios gratuitos como Google Maps con sus datos», advierte Link.

Pero a quien no le guste entregar sus datos a Google & cía., puede hallar suficientes alternativas en el mercado como por ejemplo «OsmAnd» (para Android y iOS), «MapFactor» (Android y iOS) o «Maps.me» (para Android y iOS).

Éstas y muchas soluciones similares utilizan mapas de OpenStreetMap, un proyecto colaborativo de mapas libres y editables, que también se pueden descargar y utilizar offline.

Varía el alcance de las funciones

Además de la clásica navegación para automóviles al calcular la ruta interesan cada vez más las posibles combinaciones de los diferentes medios de transporte como coche, tren, autobús, tranvía, bicicleta o monopatín eléctrico alquilados. «Lo decisivo no es el medio de transporte, sino el tiempo que el usuario necesita para ir de A a B».

Básicamente las ofertas se diferencian en el diseño del menú, la forma de presentar los mapas y las funciones adicionales, que a veces tienen un costo. Otros oferentes se financian a través de publicidad y quien no quiera verlas tiene que pagar por ello.

Por Fabian Hoberg (dpa)