Los tipos de persianas que elijas pueden marcar una gran diferencia en el aspecto general y la funcionalidad de las ventanas de tu hogar. Una de las características comunes de todas las persianas es que usan sistemas de lamas para controlar la cantidad o poca luz que deja entrar la ventana, por lo que se convierten en el elemento principal para mantener la privacidad y decidir la cantidad de luz que entra en la vivienda.

Si quieres instalar persianas nuevas, tienes que tomar una decisión importante: invertir en el tipo, material, tamaño y estilo de persiana correctos para tu vivienda y tus preferencias requiere conocer los diferentes tipos que hay y cuál se adapta mejor a tu hogar. Existen cientos de persianas diferentes hoy en día, aunque algunos son más populares que otros.

Tipos de personas que puedes instalar en tu vivienda

La instalación de persianas puede brindarte comodidad, ahorro de energía, control de la luz, protección contra rayos UV, privacidad y un hogar con más estilo. Son cubiertas de ventanas versátiles y atractivas que pueden combinar con cualquier diseño y decoración del hogar. Si sabe que quieres decorar tus ventanas con persianas nuevas, deberás comprar de manera inteligente. La decisión principal involucra el tipo de persianas que te gustaría instalar. Puede decidir otras características, como el color, una vez que haya elegido el tipo. Cuanto más sepas sobre los tipos de persianas para ventanas, más fácil será elegir.

Persianas venecianas

Las persianas venecianas son el estilo más popular y común. Tienen listones horizontales tradicionales que dependen de un sistema de cuerda (ya sea cuerda o tiras de tela) para operar los listones. Cuando alguien tira de la cuerda para subir las persianas venecianas, la tablilla más inferior presiona la que está encima, y ​​así sucesivamente. Utiliza una varilla de inclinación para ajustar las lamas de luz y privacidad. Las persianas venecianas son versátiles y van muy bien en todas las habitaciones.

Persianas de panel

Las persianas de panel son ideales para ventanas o puertas grandes, así como para oscurecer la habitación. Funcionan de forma que los paneles de tela o material se mueven hacia la izquierda y hacia la derecha para abrir y cerrar, y por lo tanto no tienen listones. Se puede usar una varita para abrir y cerrar, o pueden ser mecanizadas. El montaje dentro del marco de la ventana generalmente da un aspecto más limpio.

Persianas de vinilo

Las persianas de vinilo también están hechas de plástico, pero las lamas son más gruesas y duraderas que las persianas de plástico tradicionales. No se abollan ni arrugan tan fácilmente como otros tipos de plástico y tiene acabados lisos y pueden venir en una variedad de texturas, colores y estampados. Los persianistas Zaragoza afirman que las persianas de vinilo son una opción rentable y pueden durar mucho tiempo con un cuidado y mantenimiento adecuados. Son fáciles de limpiar.

Persianas de madera

Las persianas de madera tienen listones de madera que pueden inclinarse hacia adentro y hacia afuera para mayor privacidad y control de la luz. Son más pesadas ​​que otros materiales, pero son más fáciles de limpiar y mantener. Las persianas de madera se venden en una gran variedad de colores y grosores. Se mueven hacia arriba y hacia abajo según el sistema tradicional de escalera de cuerda, con un listón de madera apilado encima del otro de abajo hacia arriba.

Generalmente, las persianas de madera cuestan más que las persianas de plástico, pero tienen muchos beneficios: funcionan bien para bloquear la luz solar, ya que el material no es transparente, son fuertes, duraderas y resistentes a la humedad y no se doblan ni rasgan como otros materiales.

Persianas de aluminio

Las persianas de aluminio son simples, elegantes y modernas y están hechas de metal en lugar de plástico o madera. Las persianas de aluminio son duraderas y menos susceptibles a dobleces y roturas que las persianas de plástico. Tienen un aspecto sencillo y versátil que puede combinar con la mayoría de las decoraciones y se encuentran en el mercado en una variedad de colores y estilo. A diferencia de las persianas de plástico, reparar persianas de este tipo es relativamente más sencillo. La mayoría de las personas optan por reparar en lugar de reemplazar las persianas de aluminio.

Persianas enrollables

Las persianas enrollables también son técnicamente un tipo de persiana que una pieza de tela que envuelve un tubo en la parte superior de la ventana. A diferencia de las persianas romanas, las persianas enrollables no se pliegan y apilan cuando se levantan. En cambio, usan un tubo lateral para enrollar la tela cuidadosamente en el carrete en la parte superior.