El Cupra Tavascan cuenta con la potencia de dos motores eléctricos y tiene un rendimiento de 306 CV. Foto: Cupra/dpa-tmn

(dpa) – Cupra, la filial deportiva de Seat, presentará en la feria IAA de Fráncfort, que comenzó el 12 de septiembre, el concept car de un coupé SUV de clase media alta con tracción eléctrica, el Tavascan.

Siguiendo el camino que la marca marcó en el Salón del Automóvil de Ginebra en primavera, el Tavascan no es solo un desarrollo estilístico, algo más aerodinámico, del Formentor. El nuevo proyecto de Cupra da un paso adelante en cuanto a tecnología, ya que si el Formentor fue presentado como un híbrido enchufable, el Tavascan es completamente eléctrico.

Con un motor por eje, el fabricante anuncia que el Tavascan desarrolla una potencia de 225 kW/306 CV y acelera de 0 a 100 km/h en 6,5 segundos. La marca no proporcionó datos sobre la velocidad máxima. Bajo el suelo del vehículo se aloja una batería de 77 kWh, que proporciona una autonomía de hasta 450 kilómetros.

El Tavascan todavía no alcanza al Formentor en un aspecto, y es que el híbrido enchufable está previsto que entre en la cadena de producción en serie en 2020. Todavía no hay información oficial sobre las previsiones para el Tavascan.

El Tavascan toma su nombre de una población del Pirineo catalán, apenas a 250 kilómetros de la sede barcelonesa de la marca.