Con la finalización del verano y la llegada del otoño a la vuelta de la esquina, son muchas las personas que se preocupan por renovar sus armarios, la decoración de su casa y su vida en general.

Y es que, dependiendo de la estación del año, los hábitos del día a día cambian y lo que en verano nos parece apropiado, en invierno nos parece que ya está desfasado o que, simplemente, no es apto para un día de pleno frío.

A priori, puede parecer que esto sucede solo con la ropa y los complementos y que son todas esas personas adictas a la moda las únicas que se ven afectadas por el cambio de estación. Pero nada más lejos de la realidad: todos pensamos alguna vez en cambiar la decoración de la casa y adaptarla al nuevo periodo estacional que llega. ¿Pondrías un cojín amarillo o naranja pleno invierno o son colores más veraniegos? Pues a ese tipo de decisiones nos referimos.

Feria del Mueble de Milán: las nuevas tendencias en decoración

La funda de los sofás, las cortinas y los cojines son algunos de los elementos del hogar que más cambiamos en función de la época del año. Otros como los Marcos para fotografías permanecen durante todo el año porque almacenan las fotos con los mejores recuerdos familiares e incluso las fotos con mascotas.

Sea como sea, existen ciertos elementos del hogar que resultan muy fáciles de renovar y que, si queremos mantener nuestro amor a las tendencias del interiorismo, nos vemos en la obligación de cambiar cada cierto tiempo.

¿Y de dónde podemos sacar las ideas para la renovación de la decoración actual? Pues de ferias como la Feria del Mueble de Milán, la cual se celebró el pasado mes de abril 2017 y que ya dejó entrever las que serán las tendencias en interiorismo 2017-2018. Una de ellas seguirá siendo la madera, tanto en muebles como en suelo, sobre todo en forma de madera natural con imperfecciones y vetas. La combinación de esta madera con accesorios de metal estará presente en los hogares de los amantes de las últimas tendencias en decoración.

En relación con las maderas cabe aclarar que la tendencia es, al contrario de lo que sucedía años atrás, incorporar madera oscura como el nogal, wengué e incluso negro. Eso sí, las vetas de la madera muy marcadas.

¿No te convence la madera de color oscuro? No te preocupes porque la madera de tonalidades grisáceas tirando a blanca combina a la perfección con accesorios de decoración en blanco y también destacará en lo que queda de 2017, así como el próximo año 2018.

Las puertas en madera de color blanco es otra de las tendencias que para muchos imita la decoración de las clínicas dentales y para otros es la tendencia más chic del momento. Unos sujeta puertas originales tipo peluche resaltarán con estas tonalidades y combinarán a la perfección para llamar la atención de todos los invitados. Si todavía no tienes uno de estos sujeta puertas ni habías oído hablar de ellos, deberías renovarte en lo que a ideas decorativas y tendencias de interiorismo se refiere.

En la Feria de Milán también vimos cómo el terciopelo seguirá su camino hasta el podio de las tapicerías más utilizadas en esta temporada que entra. Su tacto suave es perfecto para el otoño y el invierno, aunque se hace algo incómodo para el calor de la primavera y el verano.

Por último, en lo que a colores se refiere, el gris seguirá ganando terreno y lo veremos incorporado en muebles, en maderas, tapicerías e incluso paredes. Es una tonalidad relajante y elegante que combina muy bien con accesorios en blanco y negro. Al gris se suma el naranja en sus distintas tonalidades o el rosa cuarzo, colores perfectos para decorar el salón e incluso la habitación principal.

En las paredes, sin embargo, evolucionamos hacia los estampados tropicales y los acabados semi borrosos y decimos adiós a los colores únicos de toda la vida.

Y ahora que ya sabemos algunas de las tendencias en decoración para la próxima temporada, ¿estás pensando en renovar la decoración de alguna estancia de tu hogar?